Actualidad

Souto dijo que hay “un castigo” a los municipios

USHUAIA.- La deuda por coparticipación (que ronda los 90 millones de pesos) y la demora en el financiamiento de obras que debe autorizar Nación obedecen a “un castigo para las ciudades que no se han sometido a las políticas nacionales”, aseguró el jefe de Gabinete del Municipio, Oscar Souto.
En declaraciones a Radio Provincia, Souto expresó que “quien está a cargo del Fideicomiso Austral (Héctor Stefani), se sentó con el Intendente en diciembre anunciando dos obras de pavimento importantes para la ciudad y han pasado ya ocho meses desde ese anuncio y nos encontramos con la novedad que esto no sólo no se realiza, sino que de forma intempestiva sale a cuestionar que la Municipalidad presente proyectos al Concejo para financiar las obras que necesita”.
En ese marco, refirió que el candidato del PRO “confunde, se equivoca, no sabe que son proyectos distintos, incluso mereció la respuestas de algunos concejales que no son de nuestro signo político, pero debemos reconocer que en estos temas se han puesto a favor de la ciudad, como Bertotto y Romano”.
El Jefe de Gabinete dijo que “a nosotros nos huele a que en campaña se dicen cosas que luego no se cumplen y es un sello distintivo del gobierno de Macri, que tiene un discurso marquetinero para la campaña y provocó el mayor fraude electoral, al menos en cuanto a lo discursivo, desde el retorno de la democracia para aquí”.
Souto dijo que la misma situación que vive el Municipio de Ushuaia es la que se replica en el Municipio de Río Grande que “tiene obras aprobadas dentro del fideicomiso y debe poner fondos propios para encarar esas obras que , en algunos casos, se devuelven con meses de atraso. Las demoras se repiten, sistemáticamente, en las dos ciudades. Lo único que tenemos para pensar es que es un castigo para dos municipios que no se han sometido a las políticas nacionales a las que, con tanto entusiasmo, ha acompañado el gobierno provincial en estos 18 meses”.