Actualidad

Urbanizaciones privadas: “Tendrán agua y cloacas donde hagan las obras necesarias”

“Hay que terminar con la entrega de terrenos sin infraestructura de servicios”, cuestionó Worman.

 

El presidente de la DPOSS, Guillermo Worman, dijo que quienes impulsen nuevos proyectos de urbanizaciones en Ushuaia deberán invertir en redes y obras complementarias. “Hay que terminar con la entrega de terrenos sin infraestructura de servicios”, cuestionó.

 

 

 

USHUAIA.- El presidente de la Dirección Provincial de Obras y Servicios Sanitarios (DPOSS), Guillermo Worman, explicó que la provisión de los servicios de agua y cloacas en las nuevas urbanizaciones que se proyectan en la ciudad de Ushuaia estarán sujetas a que los desarrolladores, ya sean públicos o privados, inviertan en las obras de infraestructura necesarias. Dijo que esto no sólo se remite al tendido de redes, sino también a otras obras complementarias que puedan llegar a ser necesarias, como la instalación de estaciones de bombeo. “Hay que terminar en Ushuaia con la entrega de terrenos sin infraestructura de servicios”, reclamó.

En declaraciones a FM Centro, Worman explicó que la DPOSS “trabaja con desarrolladores de suelo privados y públicos”. En el caso de estos últimos, indicó que “básicamente son el IPV y el Municipio”.

“Si el que desarrolla el suelo hace la infraestructura como nosotros le indicamos, garantizamos la prestación del servicio, tanto de agua y de cloacas”, expresó.

Precisó que “el Municipio tiene proyectado lo que se llama la Urbanización General San Martín y el IPV está trabajando en este momento en lo que se llama Sector 3 Barrancas del Río Pipo”.

“Al IPV le dijimos ‘ustedes hagan estas obras y la gente va a tener agua y cloacas’, y al Municipio le planteamos lo mismo -relató-. Si la Municipalidad y el IPV hacen las obras correctas, nosotros estamos en condiciones de garantizar que en esos lugares -como en cualquier otro en el que se hagan las obras correctamente- la gente va a tener agua y cloacas”. “Va a haber problemas si algunos de los desarrolladores no hacen las obras suficientes”, advirtió.

Worman sostuvo que “la responsabilidad del que abre suelo y, sobre todo, lo vende, es garantizar que la persona que reciba el terreno tenga la infraestructura necesaria”.

Aclaró que “la infraestructura no es solamente tender caños” sino que hay “un conjunto de inversión sanitaria” que incluso pueden requerir obras complementarias como “una estación de bombeo cuando hay que impulsar agua por encima del nivel que se tiene”.

El funcionario recordó los problemas que se han suscitado en sectores de la ciudad donde se han entregado lotes sin haber hecho estos trabajos y consideró que “hay que terminar en Ushuaia con la entrega de terrenos sin infraestructura de servicios”.

“Seguir construyendo casas, especialmente sin conexión cloacal, ya sabemos el resultado que va a generar: en el corto plazo los terrenos que están hacia abajo terminan contaminados y en el mediano plazo la cuenca hídrica de la ciudad termina impactada”, advirtió finalmente.