Braian Stanford es el nuevo entrenador de Metalúrgico

Braian Stanford se encargará de llevar adelante los destinos de Metalúrgico.

RIO GRANDE.- El Club Social y Deportivo Metalúrgico confirmó la incorporación de Braian Stanford quien, en los próximos días, se sumará al club para ser entrenador del equipo de Primera División y de las tres divisionales menores masculinas.

Así lo dio a conocer la gente del club riograndense, que este año busca sumar al reconocido exjugador para hacerse cargo de las divisiones formativas, aportando toda su experiencia y sus conocimientos en la disciplina, como así también guiando desde el banco al equipo de mayores que este año se presentará en el torneo provincial con algunas variantes, respecto del año pasado.

Braian Stanford, que nació en Olavarría el 10 de diciembre de 1982, tuvo un paso por la ciudad jugando la Liga B para el equipo de El Sureño, pero además, el rubio ala-pivot jugó en muchos equipos patagónicos, por lo que el clima no sería un problema para el nuevo entrenador.

Entre sus principales paradas dentro de su derrotero como jugador profesional del básquetbol, Stanford jugó dos años en Conarpesa de Puerto Madryn, después estuvo en Alma Juniors de Esperanza, tuvo un paso por Río Turbio, y luego también jugó en Estudiantes de Olavarría en las temporadas 2006/2007 y 2007/2008.

Hoy radicado en Chivilcoy, Braian, debido a los compromisos deportivos de su padre, el legendario Steve, anduvo dando vueltas por todo el país, por los lugares en los que su padre jugaba al básquetbol, incluso Braian jugó dos años en Italia, en el Massafra y el Monteroni.

Luego de su último paso por el “Bataraz”, Stanford siempre jugó en equipos de la Liga Nacional “B”: en la 2007/2008, tras quedar eliminado con Estudiantes, jugó en El Sureño, en la 2008/2009 jugó en Atlético Regina de Río Negro y San Martín de Junín.

Por su lado, en 2009/2010 fue figura en Los Indios de Moreno, donde fue el goleador de la categoría, mientras que en la temporada pasada jugó en Hispano Americano de Río Gallegos. Cabe señalar que una vez finalizada la Liga en Hispano Americano debió ser operado de tres hernias.

Luego de un inconveniente de salud, relacionado con su corazón, Stanford dejó de jugar en 2011, y tras varios momentos difíciles que entrega la vida, hoy le llega la oportunidad de volver a Río Grande, en este caso de la mano de Pablo Márquez quien es el responsable del importante proyecto basquetbolístico que lleva adelante el club Metalúrgico.

Stanford llegaría en los próximos días al club azul para reemplazar al profe Federico Martellini, quien luego de un par de años en la ciudad en donde logró un par de campeonatos con las divisiones formativas del club, decidió volver a su San Antonio de Areco natal.

La palabra de Braian

Consultado por El Sureño acerca de su llegada a Río Grande, el ex-ala pivot comentó: “La verdad es algo muy lindo poder volver a un lugar donde pasé uno de mis mejores momentos deportivos, donde he dejado muchísimas amistades, y en donde me gustaría poder aportar lo mejor de mí y de mis conocimientos para que el básquet fueguino progrese lo mas arriba posible mediante mi aporte y el de todos”.

Sobre el motivo de su elección por Río Grande, y el proyecto de Pablo Márquez con Metalúrgico, Stanford explicó: “Sé que hoy el básquet fueguino tiene algunas cosas por mejorar y creo que entre todos podemos hacerlo yo vengo a trabajar en conjunto con los entrenadores de Tierra del Fuego para tratar de potenciar todo al máximo”.

Y además agregó: “Si bien mi equipo va a ser Metalúrgico, y a ellos me debo, tengo muy en claro que el trabajo en conjunto entre los entrenadores ayudará a potenciarnos entre todos”.

¿Con dos equipos?

El final de temporada 2017 no fue bueno para Legión Fueguina, y es por eso que varios jugadores del equipo gris decidieron emigrar en busca de un trabajo un poco mas serio o con un objetivo deportivo mas importante.

A principios de año Diego Mesina (entrenador y dirigente de Legión) se sumó al proyecto de Metalúrgico, y con él llegaron varios jugadores que decidieron acompañarlo y trabajar y darle mas importancia a lo basquetbolístico.

Ante esta situación, el entrenador máximo y responsable del club Pablo Márquez recepcionó con agrado esta novedad y desde hace dos semanas ya se entrenan todos juntos en los horarios que el equipo de la UOM tiene para los mayores.

Con un plantel numeroso, que se mantiene del año pasado, mas algunos jugadores que se sumaron del Club Municipal y las antes mencionadas altas de Legión, sumado a esto los juveniles del club, ahora Pablo Márquez deberá conformar un equipo competitivo para encarar el torneo Provincial 2018, aunque la idea es armar dos equipos, uno con los mayores y otro con los jugadores mas jóvenes y de menor experiencia.