Macri: “Ya no queremos un estado socio del narcotráfico”

Macri convocó para luchar contra las mafias y el narcotráfico.

Dijo que el negocio narco creció a espaldas “de un gobierno que no hizo nada para pararlo”. Lanzó un plan de trabajo, junto a jueces, para combatir el narcodelito.

BUENOS AIRES.- El presidente, Mauricio Macri, aseguró que no quiere un Estado que sea “socio del narcotráfico”, un negocio que, en su opinión, creció durante años a espaldas de un gobierno que “no hizo nada para pararlo”.

“Los argentinos elegimos cambiar y parte de ese cambio también significa no querer volver atrás: ya no queremos que nos mientan, ya no queremos corrupción”, dijo el mandatario durante la apertura de la jornada “Argentina sin narcotráfico” en el Centro Cultural Kirchner de Buenos Aires, en la que participan autoridades judiciales y políticas del país.

En ese sentido, hizo hincapié en que cuando faltan “valores como la verdad, el diálogo y la transparencia”, se deja un “espacio peligroso” que pasan a ocuparlo la corrupción, el autoritarismo y “la extorsión”.

“Así entran en decadencia las instituciones, se estanca el avance de la infraestructura, se dejan de respetar las leyes y el resultado es que perdemos el rumbo”, advirtió Macri antes de denunciar que, durante años, el narcotráfico creció “a espaldas de un Estado que no hizo nada para pararlo”.

Plan de trabajo

En el encuentro, jueces, autoridades políticas y representantes del Gobierno trabajarán de manera conjunta para evaluar distintas medidas que se van a implementar en los próximos meses.

Entre ellas se encuentra el proyecto de ley de Fortalecimiento de la Justicia Federal que prevé ampliar el despliegue territorial judicial en los lugares considerados “más críticos” del país, como la ciudad de Rosario, el noroeste y noreste y la provincia de Buenos Aires.

En declaraciones a la prensa, el ministro de Justicia, Germán Garavano, señaló que la norma apunta a “desdoblar” los juzgados federales y a crear más jueces exclusivos en materia penal para combatir “este flagelo” del narcotráfico, especialmente en zonas fronterizas.

También destacó que el próximo 21 de junio el Ejecutivo va a enviar al Congreso el proyecto del nuevo Código Penal que prevé “un agravamiento” a las penas por narcotráfico y “todo lo que tiene que ver con hacer un abordaje mucho más social, mucho más terapéutico con el consumo de estupefacientes”.

“La lucha contra el narcotráfico es una política de Estado”, afirmó el ministro.

En la jornada también están presentes la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich; el presidente de la Corte Suprema de Justicia, Ricardo Lorenzetti; 12 gobernadores provinciales y magistrados federales como Daniel Rafecas, Ariel Lijo, Claudio Bonadio, Julián Ercolini o Sebastián Casanello, entre otros.

Todos ellos mostrarán también el apoyo al “esfuerzo de los jueces que diariamente luchan contra el narcotráfico” y el “repudio a las amenazas y agresiones que reciben por cumplir con su trabajo”, según el Ministerio de Justicia.