AGENDA MALVINAS

Gran Bretaña reiteró a Macri su negativa para hablar de soberanía por Malvinas

A tan solo 24 horas que el canciller Jorge Faurie declarara que el Gobierno del presidente Macri “explotará” la salida del Reino Unido de la Unión Europea para “mejorar” el reclamo de soberanía por las Islas Malvinas, los británicos respondieron que el estatus de las islas “no cambiará”. De esa manera el Gobierno de Theresa May reitera que el único trato que tendrá con la Argentina será de índole comercial y financiero, reafirmando la negativa oficial británica de septiembre de 2016 cuando la primera ministro desmintió al presidente Macri, rechazando que en el dialogo bilateral se abordaría el tema soberanía. En este escenario, el subcomité de pesca argentino-británico volverá a reunirse en Londres los próximos días para garantizar concesiones a favor de los ingleses y May vendrá a la Argentina el 30 de noviembre para el cierre de la cumbre del G-20.

Declaraciones del canciller Faurie en Londres

Este jueves desde Londres y en declaraciones publicadas por el diario The Telegraph, el canciller argentino Jorge Faurie expresó que Argentina usaría las consecuencias de un Brexit sin acuerdo para promover sus esfuerzos por poner a Malvinas bajo su control.

“Nuestra planificación para las Malvinas es tener una negociación que permita relaciones más sólidas entre las personas en las islas y las personas en el continente”, dijo además Faurie.

“Y esperamos que la solución no Brexit mejore la posibilidad de que ese diálogo sea verdaderamente uno con resultados”, reforzó según el medio.

Desde mayo de este año la diplomacia británica viene haciendo cumplir con el compromiso que quedó redactado en el Acuerdo Foradori-Duncan de septiembre de 2016 y que tendrá un primer cierre antes de fin de año. Y es que Theresa May tiene previsto reunirse con Mauricio Macri en la cumbre del G20 en Buenos Aires este 30 de noviembre, siendo esta la primera visita de un primer ministro británico a Argentina desde Tony Blair en 2001. Oficialmente, las conversaciones se centrarán en el comercio posterior al Brexit entre las dos naciones. Pero es probable que ambos líderes se encuentren bajo presión sobre el futuro del territorio, ya que la UE está preparada para convocar una cumbre de emergencia en noviembre o diciembre para finalizar el acuerdo de retiro con el Reino Unido; expresa el matutino londinense.

Como se recordará, en mayo de este año Boris Johnson se convirtió en el primer secretario británico de asuntos exteriores en visitar Argentina en 25 años quien depositó una ofrenda floral en el cenotafio de plaza San Martín -frente a la Cancillería- que recuerda a los 649 soldados argentinos que murieron en la Guerra de las Malvinas.

Por su parte, el gobierno ilegal de Malvinas salió a responder que “cualquier cambio importante que resulte en un acceso de importación / exportación menos beneficioso podría ser potencialmente catastrófico para la economía y las personas de las Islas Falkland”, pese a que el comercio con la UE en los términos de la OMC, como resultado de un Brexit sin acuerdo, casi diezmaría la economía local en el archipiélago de 3.400 habitantes.

En tanto que la visita planeada de May en noviembre se produce dos años después de que ella le escribiera a Macri pidiendo que se levantaran las restricciones a la exploración de petróleo en las Islas Malvinas y más vuelos a las islas británicas.

El gobierno británico dijo que a pesar del Brexit el estatus de las Malvinas no cambiará

Este viernes desde la embajada británica en Buenos Aires enviaron al Gobierno de Macri una respuesta contundente a las declaraciones de Faurie: “No hay posibilidad de que cambie el estatus de las Islas Falkland (Malvinas) a posteriori del Brexit. El Gobierno del Reino Unido ha dejado en claro que sus territorios de ultramar, entre ellos las Islas Falkland, mantendrán su actual relación con el Reino Unido después de que el país salga de la Unión Europea”, señalaron a Clarín desde el Foreign Office.

Lo mismo señaló a Bloomberg en Londres la vocera de Theresa May, Alison Donelly. Contestaron así al paso del canciller Jorge Faurie por el Reino Unido -adonde se reunió con su par Jeremy Hunt y dio una charla en el Chatham House- y habló con el diario The Daily Telegraph, que lo citó el jueves a la noche señalando que la Argentina buscaba explotar la separación de Gran Bretaña de la Unión Europea para aumentar los esfuerzos locales para sacar a las islas del Reino Unido y acercarlas a Buenos Aires cuando cesen los tratados europeos que incluyen a los llamados Territorios de Ultramar, que son las excolonias británicas.

Poco después de las repercusiones en la prensa británica, que mostraron un fuerte nacionalismo local, Faurie hizo enviar al Telegraph una carta en la que manifestó su enojo porque el título del diario “no lo interpretaba para nada”. Y señaló con su literal incluido en la grabación de la entrevista. “La Unión Europea podría evaluar esa decisión de cómo proceder y pararse frente a esa cuestión y podría haber un cambio” había dicho pero -dijo en la carta- que eso no reflejaba el título del Telegraph. El titular que causó revuelo y la fuerte respuesta del Foreign Office y de la oficina de prensa de May señaló: “Argentina apunta a usar un no acuerdo de Brexit para sacar a las Falklands del Reino Unido”.

En su carta al diario Faurie señaló que también dijo que a la pregunta de qué pasaría ante un escenario sin acuerdo de Brexit replicó: “Estamos ahí… para hablar, negociar y ver cuál va a ser la resolución para que la gente de las islas esté más en contacto con el continente”. Por cierto, tal como publicó este diario, uno de los fuertes temores en Malvinas tras el Brexit es quedar debilitados ante el histórico reclamo de soberanía por parte de Argentina. Ello sin contar que perderían mercados europeos libre de impuestos al no gozar más de los beneficios de pertenecer a la UE.

Lo ocurrido con el Telegraph no deja de llamar la atención porque sigue mostrando lo sensible que es la cuestión de las islas entre los dos países pese al fuerte acercamiento bilateral, al punto de generar una advertencia del gobierno británico ante supuestas palabras a un diario que al final Faurie no le dio. Muestra también lo delicado que será hasta en la comunicación de las partes el viaje de May a Buenos Aires para la cumbre del G20 del 30 de noviembre y 1 de diciembre.

De todas maneras, con errores o sin ellos entre lo que declaró el Canciller argentino y lo que publicó el medio de prensa londinense, el gobierno británico aprovechó el debate público bilateral para ratificar lo que viene manifestando desde que asumió Mauricio Macri al poder, primero con David Cámeron y ahora con Theresa May: “de soberanía no vamos a hablar”.

FUENTES:

https://www.clarin.com/politica/gobierno-britanico-dijo-pesar-brexit-estatus-malvinas-cambiara_0_Z0PyHBjGv.html

https://www.telegraph.co.uk/news/2018/10/25/argentina-will-exploit-no-deal-brexit-enhance-falklands-claims/

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *