Actualidad

Vende lechuga para costear sus estudios

Un joven riograndense egresado de la Misión Salesiana; vende lechuga en la calle para costear sus gastos. Hoy es estudiante de profesorado de Nivel Inicial en el ISES: “Todo lo que gano se lo doy a mis viejos para colaborar con la familia”, dijo.

RIO GRANDE.- Esteban Gordillo es un vecino de Río Grande de 26 años que se encuentra atravesando el tercer año del Profesorado de Nivel Inicial en el Instituto Salesiano de Estudios Superiores (ISES). También fue alumno en la Misión Salesiana donde adoptó conocimientos relacionados al campo.
Hasta hace un año, Gordillo fue empleado fabril en JVC , pero fue despedido junto con miles de otros operarios en diciembre de 2017.
En ese momento, un compañero de colegio, y de la fábrica, quien también fue despedido, le ofreció trabajar en el invernadero que se llama “Techando Viento” cerca de la ciudad. Esteban se vio sin trabajo por lo que accedió a vender los productos del invernadero en la calle.
Ya en el verano anterior estuvo ofreciendo lechuga en la calle y actualmente se lo puede ver a Esteban con una amplia sonrisa ofreciendo esos productos en la puerta de Limphogar.
En diálogo con El Sureño, el joven relató que se siente contento de poder contar con un trabajo con el que puede ayudar en los gastos de su familia. Sobre este punto, cabe señalar que Esteban vive con sus papás y tiene dos hermanos menores y uno mayor.
Si bien manifestó su agradecimiento por el hecho de contar con un trabajo, lamentó que esta labor sea temporaria y sólo se mantiene hasta marzo: “Todo lo que gano se lo doy a mis viejos para colaborar con los gastos de la familia y para ahorrar para cuando no tengo trabajo ya que debo seguir estudiando”, señaló.
Esteban aún continúa buscando trabajo estable. “Me vendría muy bien poder conseguir un trabajo que tenga un horario durante la mañana ya que debo presentarme al instituto desde las 18:00”.

Esteban Gordillo vende lechuga para costearse sus gastos. Es estudiante del 3er., año de Profesorado de Nivel Inicial.