Actualidad

Athuel cerró sus puertas

La fábrica que producía lavarropas en Río Grande cerró sus puertas y dejó en la calle a una veintena de trabajadores. Ahora se viene una batalla por el cobro de las indemnizaciones.

 

RIO GRANDE.- Después de varios días de especulaciones, finalmente la fábrica Athuel cerró sus puertas y cesanteó a una veintena de trabajadores que sobrevivían la planta dado que el año pasado la mitad del personal ya había sido despedido.

La firma llevaba trabajando en la ciudad varias décadas y fueron varias las oportunidades donde la polémica se instaló por los manejos de sus propietarios. Los reclamos de la UOM en Athuel fueron regulares durante los últimos años por la precaria situación de los empleados.

Athuel amaneció con las puertas cerradas y varios candados que impidieron el ingreso de personal a la planta donde se fabricaban lavarropas. Por estas horas las negociaciones se dan en el marco de las indemnizaciones y el reclamo de los ex empleados para cobrar lo que dicta la ley.

 

La fábica amaneció cerrada a los empleados y ya no abrirá sus puertas.